02.3200.353 / 0.990.240.545 / Ing. Diego J. Saavedra diego@stpingenieria.com
Indiferentemente de cual tipo de empresa tengas, sea ésta unipersonal, una empresa mediana o una gran corporación, si eres un proveedor de servicios o vendes algún producto,  la emisión de facturas en primordial para el funcionamiento apropiado de tu empresa.
Desde el año 2014, el Sistema de Rentas Internas de Ecuador (SRI) puso en marcha la incorporación progresiva de empresas al sistema de facturación electrónica, y en los próximos meses entrará en vigencia el nuevo esquema de facturación electrónica donde -a diferencia del modelo anterior- bajo el cual el SRI debía aprobar las facturas y luego enviarlas al receptor, tanto el éste, como la institución, recibirán de manera simultánea el documento, haciendo el proceso más eficiente. El fin último de esta modificación es lograr que las facturas se aprueben de manera inmediata.
Por ello, en esta nueva entrada hemos recopilado 5 consejos para que tu empresa facture de manera eficiente y así evitar el retraso en el proceso y mantener un flujo de caja constante.
    • Usa el formato de factura correcto

Este está determinado por el Sistema de Rentas Internas y varían de acuerdo al tipo de servicio y/o producto que se ofrece. Puedes encontrar mayor información acerca de cuáles son los formatos legales en su sitio web. Muchas veces las facturas son devueltas debido a la falta de información o a información errónea. El asegurarte que todos los datos necesarios estén incluidos en la factura y que sean correctos, evitará retrasos en el pago de estas.

    • Usa el software de facturación apropiado

Existen software contables como QuickBooks, que te permite crear y enviar facturas electrónicas en poco tiempo. Con este programa también puedes guardar la información de cada cliente para usos futuros, hacerle seguimiento a los pagos, enviar recordatorios, e inclusive, configurar una facturación automática para clientes recurrentes. Esto te ahorrará tiempo y esfuerzo, simplificando el proceso de facturación.

  • Factura frecuentemente

 
Esto contribuirá a disminuir el tiempo entre el envío de la factura y la recepción del pago. El establecer una rutina de facturación, evitará que se te olvide enviar una factura.
 
 

  • Solicita un pago por adelantado

 
En algunos casos es conveniente solicitar un porcentaje del pago por adelantado. Esto aplica especialmente para aquellas empresas que proveen servicios. Por ejemplo, puedes solicitar el 50 % del total del pago como inicial y el otro 50 % luego de haber terminado el trabajo.
 
 

  • Incluye un programa de descuento por pago temprano y uno de penalización por retrasos

 
Esto incentivará a tus clientes a pagar de forma oportuna, pero tanto el programa de descuento como el de penalización deben estar debidamente indicados en la factura. Si aun así el cliente se rehúsa a pagar, debes anticipar un plan de acción, que en algunos casos puede incluir acciones legales.
Estos simples tips pueden hacer de tu facturación un proceso sencillo, contínuo y libre de estrés.
Si quieres saber más acerca de cómo QuickBooks puede facilitarte el proceso, escríbenos  a través de nuestro formulario de contacto o llámanos al 02.3200.353 / 0.990.240.545, uno de nuestros ejecutivos de ventas con mucho gusto te atenderá.